Archivo | rock RSS feed for this section

El tracklist de mi vida

4 Jul

Hace tiempo leí una entrada de Amaranta en su tablón en la que hablaba de la canción que sería la que podría escuchar el resto de su vida y me dio pie a pensar que yo sería incapaz de escuchar una sola. Es cierto que algunas de ellas nos han marcado, en mi caso lo han hecho, pero no podría quedarme con una sola. Estos son algunos de los muchos sonidos de mi vida.

Mi casa era una casa Nino Bravo, mi madre iba por ahí haciendo eso que ponía en su DNI de “sus labores” tarareando “Mi tierra“, “Un beso y una flor“, “América” y otras tantas que sabía de pé a pá. Yo no lo sabía pero convivía con una grouppie, bueno ella tampoco lo sabía. Así que entre esa voz profunda y los tarareos de mi madre se pasó gran parte de mi infancia, la otra parte era cuando mi padre ponía a Serrat. El disco de “Mediterráneo” creo que lo podía haber cantado hasta con las pausas entre canciones de lo que lo escuché.

Todo eso no dejó mucho poso en mis gustos musicales, al menos no demasiado. Lo que sí hizo fue abrirme las orejas a escuchar cualquier cosa, desde el Concierto de Aranjuez hasta Pablo Abraira, pasando por el punk más clásico y el metal más escandaloso.

La primera canción que recuerdo que me hizo amar la música fue una de Clapton, creo que ya he contado mi admiración hacia él y desde el primer momento que escuché Layla me enamoré de sus solos de guitarra.

No andaría muy lejos en el tiempo la aparición de los Dire Straits con Mark Knopfler al frente, eran tiempos en los que en los 40 ponían cosas hasta interesantes.

También empezó a sonar con fuerza otra banda mítica, los Pink Floyd me martilleaban los oídos (y los de mi madre) con “The Wall“, “Dark side of the moon“, “Wish you where here” y lo “nuevo” de ese momento, “A momentary lapse of reason

El momento blues también hizo su aparición y fue de los más felices para el dueño de la tienda donde compraba las cuerdas de la guitarra, el slide guitar me costaba un par de ellas a diario. Ry Cooder, John Lee Hooker, B.B. King y Robert Johnson me acompañaban a todas partes en mi Walkman.

Poco a poco fueron evolucionando los sonidos que me llegaban y el escaso rock duro que escuchaba se fue haciendo más y más numeroso, a Iron Maiden (los maestros) le sucedían los discos de AC/DC y comenzaban las aportaciones americanas de Bon Jovi, Black Crowes, Red Hot Chilli Pepper o Metallica. Todo se iba haciendo más ruidoso y Marilyn Manson se instalaba entre lo más escuchado.

Tras la temporada más talibán del metal y el heavy, dejé que otros sonidos desatascaran mis oídos y empezaron a llegar las notas de Crowded House, Everything but the girl y sobre todo de Texas. Después de no querer saber nada de una banda pseudoblusera con una chica guapa al frente, caí rendido después de verlos en directo y así he seguido durante años.

Seguí escuchando de todo y definiendo mi gusto por el rock clásico y algo de heavy, llegaron los Cracker para sumarse a Springsteen, los Jet y los White Stripes. Todo ello sin renunciar a sonidos más electrónicos como los de Dandy Warhols.

Y en esas andaba cuando hizo aparición en mi vida un nuevo estilo, no el reaggeton que está vetado, tampoco el hip hop (que escucho pero en pequeñas dosis) ni el house o el tecno… El estilo cantajuegos.

Yo, heavy calvo donde los haya, que me he chupado más kilómetros que la vuelta ciclista a España para ver a los mejores grupos de la historia… Yo me trago sesiones dobles, triples y cuádruples de la canción del tallarín (puñetero tallarín), la taza la tetera y el resto del ajuar y la historia de Noé.

 

Pero no sólo es que me lo trago, no. Eso sería hasta normal en una casa con tres renacuajos. Es que las canto!!!! Y me las sé!!!

Sí, en eso nos quedamos los rockeros cuando los niños se instalan en nuestra vida… al menos me queda el consuelo que mi hijo mayor pide heavy “del bueno” cuando vamos solos en el coche y que lo hace con cierto criterio discerniendo rock duro de heavy y del punk.

P.S. Me he dejado cientos y cientos de temas clásicos imprescindibles y que también influyeron en mi época guitarrera. Desde Led Zeppelin hasta Queen hay muchísimos músicos que merecerían un post para ellos solos, hoy se han quedado fuera.

Anuncios

Piratas

11 Ene

Siempre he tenido un cariño especial por esa figura que surcaba el mar en busca de un tesoro infinito y que no se sentía atada a nada que no fuera su barco y su libertad. El viento en la cara, el olor a mar y salitre, el balanceo de las olas… esa forma de vida bohemia y llena de aventuras siempre me ha fascinado. Esa imagen de canalla con su punto bonachón ha hecho volar mi imaginación durante muchísimos años.

Fue pasando el tiempo y los piratas cambiaron, dejaron ese parche en el ojo y la pata de palo y cogieron un portátil con conexión wifi. Dejaron de llamarlos corsarios o bucaneros y empezaron a decirles hackers y ese encanto y misterio que los envolvía de agua salada se cambió por ceros y unos revoloteando y yo me perdí entre ellos.

hackers

Pero volviendo a los auténticos piratas, la literatura se encargó de pintarlos como héroes que luchaban contra un sistema injusto y luego fue el cine quien cogió el relevo. Creo que no puedo pensar en una película de piratas y no pensar en Errol Flyn subido en una escala y con la otra mano en la cintura, por más que ahora mismo lo haya sustituido por el capitán Jack Sparrow.

disfraz-jack-sparrow

 

Durante bastante tiempo también se ha colado en el imaginario “piratil” la imagen de un John Silver con un brazo biónico y una pata de palo metálica y con amortiguadores, cosas de Disney y de tener enanos por casa (genial la BSO).John Silver Pero el auténtico, el que es atemporal en mis oídos es este pirata, EL PIRATA. Con él he aprendido de rock, he descubierto grupos, músicos y he llegado a entender un poquito de la música que más me gusta. Un tipo que te acerca a Page, a Coverdale, a Dickinson, a Hetfield y a otros tantos destilando una sabiduría tallada con años de emisiones (desde el 71 en antena) y con una voz tan característica y tan personal que engancha desde el primer momento. Escuchando mi viejo walkman por las madrugadas y la “Emisión Pirata” sonando, hasta ahora que suena cada mañana en la radio mientras camino hasta el trabajo.

PIRISITERAP

Larga vida al rock es su despedida y hoy la mía.

Y esta de propina.

Ozzy que zuzto

7 Dic

Joder, que vayas andando por la calle camino del cole a recoger a tu hijo ya de noche y abran de golpe la puerta de una planta baja, ya asusta. Que asome una cabeza dando gritos más. Que el tío  tenga la cara blanca mortecina y un pelo largo, lacio y negro mal peinado no mejora mucho la situación. Que vaya con una bata corta…. preocupa. Que sea lo único que lleva puesto y se note, directamente acojona.

ozzy_osbourne sin gafas

Algo así pero sin las joyas. Supongo que una vez listo para salir será algo parecido a esto.

O2 Silver Clef Lunch

Si no habéis visto The Osbornes… muy grande este genio del rock en sus momentos domésticos. Os dejo con una de sus joyas, algo mejor que sus pintas actuales que asustarían a cualquier vecino despistado que pasara cerca de su portal por la noche.

Siniestro

3 Oct

Llevo un par de entradas un poco más alterado de lo normal y lo mejor será poner algo de música para relajar el ambiente. Algo de música gallega, no he dicho celta, he dicho gallega. Y es que desde Vigo (no desde Monforte, no confundirse) me han llegado algunas de los temas con los he convivido durante casi treinta años (joder qué viejo!) y no era en absoluto música celta, era Siniestro Total.

Una banda que inició con un punk rápido y directo, con canciones de menos de dos minutos y letras que ahora son impensables en cualquier grupo de masas actual. Una banda que empezó a principios de los 80 y aún sigue dándolo todo en cada concierto.

Adaptación podría ser la palabra que los defina, o reinvención, o buscar una nueva vuelta de tuerca al mismo sonido de siempre. El caso es que llevan sonando desde que yo era un renacuajo y siguen haciéndolo hoy en día, fieles a su filosofía inicial aunque con muchísimos cambios en la composición de la banda y sus miembros. De los primeros temas totalmente punk con Germán Coppini, sí el de “Malos tiempos para la lírica”, al sonido folk, blues y lo que se haya ido poniendo por delante que hay ahora mismo.

En noviembre del 91 grabaron un disco en directo en una sala de Valencia y si lo escucháis por ahí entre la multitud estará mi voz y mis aplausos.

Después de tanto caminar juntos, siempre hay un tema de Siniestro Total para recordar algún momento. Las fiestas en la universidad a ritmo de Bailaré sobre tu tumba, las camisetas de En Beneficio de todos, los ensayos con mi grupo….

Dejo dos versiones de dos clásicos del rock que se galleguizaron en su momento, Highway to Hell de AC/DC y Sweet Home Alabama de Lynyrd Skynyrd.

Por sus solos los conoceréis

29 Jun

Desde que hace ya casi un siglo se le ocurriera a alguien la genial idea de electrificar la guitarra, muchos han sido los guitarristas que han ido forjando la leyenda de un instrumento que va unido al sonido del rock. Desde los lejanos riffs del primer rock and roll hasta los sonidos densos del metal más oscuro, siempre ha habido una guitarra sonando. Por eso algunos compositores se han acordado de ella en alguna de sus canciones, Aurora Beltrán le dedicó el tema “Tocaré” y Armando de Castro “Cuerdas de acero“, himnos que han sonado en los conciertos de Tahures Zurdos y Barón Rojo durante años.

Y uno, que es mayor, tuvo la oportunidad de asistir a uno de los conciertos de Leyendas de la Guitarra y alucinar en directo con algunos de los mejores del mundo. Esta fue una de las muchas cosas que hizo grande la Expo (para mí) y ese año mágico. Ver reunidos en un mismo escenario a tantos grandes daba vértigo, tocasen lo que tocasen y con el estilo que fuera.

He sido un gran seguidor de Queen y Brian May me encantaba, esa forma de tocar como si no costara sacar esas notas. He alucinado con Joe Satriani, con Steve Vai… pero verlos juntos, verlos juntos fue algo que difícilmente olvidaré. Y pese a tocar todos el mismo instrumento, con oír un par de acordes, fácilmente se pueden identificar.

Las melodías de Mark Knopfler y sus rasgueos casi susurrantes, la electricidad fluyendo en cada nota de Satriani, la elegancia de Gilmour, la velocidad de Clapton… cada uno con sus peculiaridades pero todos ellos con un nexo, la guitarra y el rock. Y en cada momento cada uno de ellos me ha ido calando. La genialidad inimitable de Mike Oldfield, las improvisaciones de Jimmy Hendrix, los riffs de Dave Murray, la brutalidad de Jeff Mustaine… tantos y tantos que han ido dejando algo en mis oídos y mucha frustración en mis dedos lentos.

Me dejo muchísimos por nombrar pero es que la lista puede ser interminable.

Cual es vuestro sólo favorito? El inicio de The trooper? Layla de Derek and the Dominos? El Sultans of Swing de Dire Straits? November rain de Guns’n’Roses? Alguno de AC/DC? El Summer Song de Satriani?

Tiempo de fuga

15 Jun

Hace ya tiempo conocí de rebote a una banda española de rock. Una banda de esas que no llaman demasiado la atención pero que acaba llegándote a enganchar, también es que yo soy bastante facilón en ese aspecto. Un grupo con un sonido denso pareciéndose por momentos al de Los Suaves pero que tenía su propia personalidad y ese rasgo característico de las bandas de rock del norte de España.

La primera canción que escuché fue “Baja por diversión“, fiesta, amaneceres y pocas ganas de ir a trabajar en una época en la que a mí me costaba horrores coger el coche para ir al trabajo. La voz rasgada y unos acordes de guitarra acústica para cambiar y sonar a rock clásico. De dónde sacará las pelas la luna para salir todas las noches? Gran cuestión.

Luego me fueron llegando temas sueltos y poco a poco fui dejándolos de escuchar, la música a veces es así y como te viene se va durante un tiempo. Pero hace unos meses volvió a sonar uno de sus temas y descargué (sí, Megaupload era así de majo) un recopilatorio acústico, “Nubes y claros“. Redescubrí viejos temas y descubrí todas las versiones que a ritmo mucho más tranquilo me contaban historias. Porque las letras de La Fuga siempre cuentan algo, protestan por algo o simplemente se retratan en una canción.

Desde aquí, sólo puedo que recomendaros que los escuchéis, que les dejéis contaros y cantaros lo que va saliendo con esa voz rota entre arpegios y rasgueos de guitarra.

Por verte sonreír” es uno de los mejores temas de rock nacional. Una balada que va subiendo de intensidad hasta el clímax final, porque a muchos nos ha pasado que por  ver sonreír a alguien querido hemos vuelto a perder.

Con este tema me identifico mucho porque refleja en parte como soy y como fui durante bastantes años. Sigo soñando más despierto que dormido.

Sigue soñando

28 May

Un tío negro y muy listo dijo que había tenido un sueño, no sé si era negro y listo o listo y negro, el caso es que la gente valoró mucho que él hubiera tenido un sueño. Poco a poco ese sueño se fue convirtiendo en realidad y en su país poco a poco se les fue permitiendo una igualdad que no tendría que haber tardado tanto en llegar. Y se le permitió soñar a mucha gente, se les permitió soñar que vivían en un país, en un mundo igual para todos.

Mientras tanto, mataron a aquel señor, silenciaron a cualquiera que se atreviera a cuestionar el sistema y lo convirtieron en un proscrito, dejaron pasar el tiempo para que todo se anquilosara y fuera inviable cambiarlo. Todos miramos hacia ese sueño de igualdad, de libertad y nos lo creímos. Creímos que era posible avanzar en ese camino y que las diferencias que existían fueran cada vez menores. Seguimos con los ojos cerrados, como buen grupo de avestruces que pensamos que mientras no los abriéramos seguiríamos viviendo el sueño.

Cincuenta años y muchas guerras después, todo sigue igual. Bueno, quizás siga peor porque durante esos cincuenta años nos hemos ido aborregando y asumiendo que lo que nos dicen es la realidad, que ese sueño se cumplió, que todos somos iguales, blancos y negros, ricos y pobres. Algunos nos empeñamos en  mirar asombrados tanta estupidez, tanta ceguera ante lo que es un hecho evidente, cada día somos más y más diferentes. Los ricos cada vez más ricos y los pobres cada vez más pobres, los excluidos sociales cada vez con menos posibilidades de integrarse, cada uno en nuestro rincón alejado del resto.

Es complicado no caer en un victimismo irrefrenable y echar la culpa a cualquier cosa que se mueva. La culpa, nos guste o no, es nuestra tanto por dejadez y permisividad con todo el sistema como por involucrarnos hasta el fondo en un sistema que nos miente descaradamente.

Las redes sociales se llenan de consignas desde los sillones de casa, desde teléfonos de última generación y eso nos vale a muchos. Hasta dónde hay que llegar para que realmente hagamos temblar el suelo con nuestros pasos? Hasta cuándo permitiremos que la venda siga cegándonos? Cansa tanto hagstag, tanta consigna y tan poco movimiento real. El año pasado era el #15M, ahora es #Bankia, los problemas siguen siendo los mismos y no parece que vayan a desaparecer a golpe de tecla. Hace dos siglos y medio, al pueblo francés se le agotó la paciencia y decidieron que el sistema que había no servía y para dejar claro que no querían ningún parche, desempolvaron un artilugio que aclaró totalmente los conceptos. Hoy en día parece una solución desmedida, que lo es, pero creo que el simple hecho de pensar en ella da muestra del agotamiento que provoca el continuo goteo de parches y soluciones que lo único que intentan salvar son poltronas y sueldos millonarios.

Reincidentes no es uno de mis grupos favoritos pero me encantaría que existiera un lugar así.